Bizkaiko Foru Aldundia | Diputación Foral de Bizkaia

La relación entre las marcas y el público Millennial

El público Millennial corresponde a las personas que nacieron entre los años 80 y 90. Ya tienen el poder, o lo tendrán muy pronto, de ser consumidores decisores y las marcas deben poner su esfuerzo en tratar de entender y comunicarse bien con un target muy amplio, y que pronto serán una parte muy importante de la población activa mundial. Es necesario un análisis en profundidad para conocer sus gustos y necesidades, y conseguir lograr una buena relación entre las marcas y el público Millennial.

Para conectar con el público Millennial no pueden utilizarse los mismos métodos que se usaban para alcanzar a las generaciones anteriores. Lo más recomendable ahora es conseguir que se hagan amigos/as de la marca, y para ello deben preocuparse por los temas que más les interesan y que más les mueven. El público Millennial busca un marketing que sea más emocional y cercano, que les haga sentirse bien y que les divierta. Y otro punto a tener muy en cuenta, es que las marcas deben asumir sus responsabilidades, ya que la honradez y la confianza son unos valores muy importantes para esta generación.

Cómo conectar con el público Millennial

Las marcas que quieran conectar con el público Millennial deben estar presentes en las redes sociales, utilizando plataformas como Facebook, Tik Tok, Instagram, Pinterest, YouTube o Twitter. Estas plataformas ya formaban parte de su estilo de vida antes de la pandemia y ahora son todavía más importantes, con millones de sesiones registradas al mes. Y es que esta generación no solo utiliza las redes sociales para el entretenimiento y sabe sacarle el máximo partido.

El público Millennial da por supuesto que para comunicarse con una marca podrá encontrarla en las redes sociales y contactar a través de un mensaje privado o en un chat. Un amplio porcentaje de las personas de entre 18 y 34 años tiene una mejor percepción de aquellas marcas que resuelven los problemas de atención al cliente por medio de las redes sociales, y es que más de la mitad creen que son los canales más efectivos para hacerlo.

Acostumbrados a una atención inmediata, a que la respuesta a sus necesidades sea rápida, el público Millennial prefiere resolver los problemas de atención al cliente por ellos mismos, buscando la información en foros, webs, páginas de preguntas frecuentes o utilizando los chatbots, que les proporciona un servicio de 24 horas y les asegura una asistencia muy rápida.

Personalización según las preferencias individuales

Otra característica del público Millennial es que está dispuesto a compartir sus datos personales, lo que permite a la tecnología personalizar el servicio de atención al cliente en función de diferentes interacciones y completar la integración de los canales de comunicación. Esto significa que, si un Millennial contacta con una marca a través de Facebook y luego lo hace por WhatsApp, espera que quien le atienda ya sepa de lo que se habló anteriormente. En definitiva, que el interlocutor con el que están hablando esté siempre informado de todo.

Reconocer a un cliente, comprender qué necesita, o retomar una conversación sin tener que repetir lo dicho anteriormente, son aspectos muy valorados por el público Millennial y consiguen crear vínculos emocionales con las marcas. El nivel de competitividad tan alto que existe actualmente hace que sea todo un reto retener y fidelizar, ya que el público Millennial cambia de marca rápidamente si no recibe el servicio que esperan. Es necesario ofrecer valores añadidos para diferenciarse de la competencia y generar un recuerdo positivo en su memoria.

Y con el objetivo de conectar con el público Millennial ha surgido en Bilbao un neobanco innovador que mezcla innovación con sostenibilidad. Fazil es un monedero totalmente digital que permite pagar los gastos diarios utilizando el móvil, sin comisiones ni condiciones, y que contribuye con el medioambiente, plantando árboles o recogiendo plásticos del mar y de las playas. El pasado 15 de marzo abrió una ronda de financiación de 160.000€, en Crowdfunding Bizkaia, y en cuestión de una hora consiguió alcanzar el objetivo, cerrando el proyecto con una recaudación de más de 185.000€. Una ronda de inversión de récord que les permitirá seguir adelante apostando por una nueva forma de pagar con el móvil y mejorar el medioambiente.

Si quieres saber sobre este proyecto, o sobre economía, innovación y empresas de nueva creación en el territorio de Bizkaia, síguenos en nuestras redes sociales y visita nuestro blog.